Aerolíneas

Iberia confirma que la compra de Air Europa sigue en pie

El acuerdo incluye una cláusula de ajuste de precio

Publicada 08/05/2020

8:36 horas

 - Actualizada 08/05/2020

18:49 horas

La operación de compra de Air Europa será buena para reforzar el hub de Madrid y también para “reconstruir el turismo a través de un grupo fuerte”, según Luis Gallego.

La operación de compra de Air Europa será buena para reforzar el hub de Madrid y también para “reconstruir el turismo a través de un grupo fuerte”, según Luis Gallego.

El presidente y consejero delegado de Iberia, Luis Gallego, ha asegurado que el sentido estratégico del acuerdo para la compra de Air Europa “sigue estando en vigor” y ha señalado que el acuerdo incluye una cláusula “de ajuste de precio”.

El directivo ha resaltado que en este momento ambas compañías están enfocadas en “pasar esta crisis”, que está siendo “muy complicada”, además de en solventar los problemas de liquidez y en acometer los cambios necesarios para “tener futuro”.

Gallego ha indicado que esta operación será buena para reforzar el hub de Madrid y también para “reconstruir el turismo a través de un grupo fuerte”. Por otro lado, ha subrayado que la operación sigue pendiente de la aprobación por parte de las autoridades de Competencia de la Unión Europea.

Recuperación para 2023

Durante la 'conference call' que han realizado este jueves los directivos de IAG tras la presentación de los resultados financieros del primer trimestre de 2020, Gallego ha indicado que “es difícil tener una bola de cristal” para saber cuándo se va a producir la recuperación del tráfico aéreo y que están en contacto con diversas asociaciones internacionales para determinar cómo podrá ser la vuelta con garantías para reconstruir el turismo “cuanto antes”.

No obstante, ha indicado que la capacidad será un 50% por debajo de lo esperada en los próximos meses y que esperan que los niveles de principios de 2020 se recuperen en 2023.

Por ello, ha manifestado que la reestructuración de las aerolíneas “va a ser necesaria para el grupo” que engloba a Iberia, British Airways, Vueling, Aer Lings y Level, disminuyendo costes fijos, “sobre todo partidas importantes”, con una mayor flexibilidad las flotas y también “desde el punto de vista laboral”.

En este momento, tanto Iberia como Vueling ha aplicado un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) por fuerza mayor a sus trabajadores, sobre lo que Gallego ha matizado que esperan ver “hasta cuándo van a estar en vigor”. Tras ello, ha destacado que tendrán que “ajustar la plantilla a la capacidad”, por lo que comenzarán las negociaciones con los sindicatos para “encontrar la mejor forma posible de garantizar la supervivencia de la compañía”.

En este sentido, ha indicado que van a tener un “exceso de plantilla”, pero que dependerá de la evolución de la situación del coronavirus, ya que hay “un entorno muy incierto”, pero ha recalcado que esperan volver a los niveles de principios de este año para 2023.

Por otro lado, ha recordado que Iberia y Vueling han formalizado préstamos sindicados por importe de 750 millones de euros y 260 millones de euros, respectivamente. Los préstamos que se obtendrán de estos acuerdos están condicionados a que el Instituto de Crédito Oficial (ICO) otorgue garantías por el 70% del valor de los préstamos.

‘Vouchers’ para preservar la caja

Gallego también ha resaltado que para las aerolíneas es “importante” la línea de caja procedente de los billetes vendidos, motivo por el que solicitan flexibilidad para poder devolverlos en forma de ‘vouchers’.

Esta manera de devolución, aunque “están devolviendo cuando se reclama”, es una forma de “preservar la caja y minimizar” el riesgo de que las aerolíneas “pasen a una situación complicada”.

IAG registró unas pérdidas después de impuestos y partidas excepcionales de 1.683 millones de euros en el primer trimestre de este año, afectado por el combustible, los tipos de cambio y el Covid-19, frente a un beneficio de 70 millones de euros logrado en el mismo periodo del ejercicio anterior.

El resultado después de impuestos antes de partidas excepcionales fue también negativo con 556 millones de euros, según ha informado el grupo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La junta general de accionistas ha sido pospuesta al 24 de septiembre, cuando Luis Gallego sustituirá a Willie Walsh como consejero delegado de IAG.

Gallego ha señalado que los cambios organizativos se mantienen, por lo que el actual consejero delegado de Vueling, Javier Sánchez-Prieto, será nombrado presidente y consejero delegado de Iberia, mientras que el actual director comercial de Iberia, Marco Sansavini, será nuevo presidente y consejero delegado de Vueling.

@ NOTICIAS RELACIONADAS
# TAGS

Queremos tu opinión

Quiero recibir avisos de comentarios de esta noticia
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios. Si aceptas o continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí   Aceptar